Ley de energia solar

Las constantes preocupaciones que las fuentes de energía no renovables provocan en la sociedad actual, ha llevado a los gobiernos de diferentes naciones a promover diversas leyes que fomentan los recursos renovables.

La ley de energía solar puede ser hoy un proyecto que será aprobado en un futuro no muy lejano en los países Latinos, pero es una realidad en el viejo continente: la energía solar no sólo debe ser aprovechada sino también difundida con el propósito de que los individuos se percaten de la existencia de una fuente inagotable y tan eficiente como las que ya conocemos actualmente.

Nos encontramos ante un preocupante panorama, las tendencias en el aumento de las temperaturas medias en todo el mundo y la crisis climática están tornando sus impactos mucho más gravemente que hace décadas atrás. Uno de los principales responsables de los cambios climáticos se encuentra en el extendido uso de los combustibles fósiles (gas, carbón, petróleo); la ley de energía solar que se desea promulgar de manera obligada en la totalidad de los países trata humildemente de disminuir el consumo energético a base de los derivados de petróleo en un 50%. Luego, con el correr de los años y con el desarrollo de las nuevas tecnologías solares, se tratará de disminuir ese 50% en un 30% y así hasta llegar a un porcentaje nulo. Desde el punto de vista tecnológico, las soluciones ya están disponibles, las energías alternativas que nos permiten reemplazar a los viejos combustibles son conocidas pero no difundidas; la ley de energía solar tiene como objetivo plantar una pequeña semilla en la conciencia de todas las personas para que éstas se vuelquen por los sistemas no contaminantes.

 

energia-solar-tierra

¿Por qué se elige a la energía solar y no a otra?, sencillamente porque es hoy en día la fuente renovable más popular entre todas y la que más ha desarrollado su mercado; es mucho más factible encontrar tiendas dedicadas a comercializar paneles fotovoltaicos que una dedicada a vender artefactos eólicos. Entre las diversas fuentes de energía renovable, la más adecuada para los sistemas urbanos es sin lugar a dudas la energía solar, esto también explica el por qué de una promulgación de una ley de energía solar y que todavía no existan normativas que regulen la producción y distribución de la energía hidráulica. La producción de energía eléctrica a través de los paneles fotovoltaicos en casa y edificios como en zonas rurales permite obtener energía limpia que puede aplicarse tanto como sistema de alimentación eléctrico como para proveer agua caliente sanitaria.

Experiencias Latinoamericanas

ley-energia-solar-latinoamericaAunque no existe una ley de energía solar común para toda Latinoamérica, si hay naciones que están llevando a cabo proyectos propios, una de ellas es Argentina; en Buenos Aires se distinguen dos tipos de aplicaciones para este tipo de energía: los sistemas aislados y los que están  conectados a la red. En el primer caso estamos hablando de instalaciones que generan energía solar para viviendas, escuelas u otras dependencias que no están conectadas a una red eléctrica. Los sistemas que van conectados a redes hacen referencia a instalaciones que interactúan a través de un inversor, por lo que no se requiere almacenar energía debido a que la continuidad del suministro está asegurada. La ley de energía solar reglamenta el uso de los sistemas fotovoltaicos integrados a la red en la Ciudad de Buenos Aires, permitiendo así, que se genere energía limpia para toda la ciudad. Los sistemas implantados en esta ciudad poseen un medidor bidireccional que contabiliza tanto la energía que el usuario consume del sistema eléctrico convencional como la cantidad de energía excedente que las instalaciones solares generan. La ley de energía solar no se ha promulgado desde hace mucho tiempo, pero esto no implica que los porteños no hayan mostrado interés por aprovechar las fuentes de energía limpia.

En Abril del año 2001, aunque todavía no existía ninguna ley de energía solar promulgada, la ya conocida ONG Greenpeace colocó una instalación fotovoltaica obteniendo resultados más que positivos. Dicho proyecto fue tomado como “piloto” y estuvo bajo la supervisión del Ente Nacional Regulador de la Electricidad; desde que el panel fue situados jamás fue removido o reparado, funciona desde entonces sin inconvenientes. Esta idea es la que se desea transmitir a los demás países latinos, el problema aquí es contar con empresas que se dediquen a fabricar los paneles y dispositivos solares, de lo contrario, los proyectos jamás progresarán.

Energia solar

 

 
 
 
(C) Instalación de energía solar - los artículos aquí publicados se hallan debidamente registrados